viernes, 1 de octubre de 2010

CUANDO VENGAS

Y entonces será lunes. Poco importará haber trasnochado o trabajado, la borrachera del sábado o que se acabó el champú. Menos aún la bronca del jefe, el atasco en la CM-20, el aliento del Gerente o ser transparente como el papel celofán. Me vestiré como a mí me gusta, con mis zapatos planos y mis medias de colores y saldré a tu encuentro, a buscarte entre la gente en el andén del Metro, en una sucia estación. Me vestiré como a ti te gusta, con un vestido corto y mis ojos verdes, y el tiempo pasará impaciente, mientras yo sueño con los ojos abiertos que pierdo entre tu pelo los dedos y la soledad. [Cuando vengas todo será tan perfecto que no querré despertar].

25 comentarios :

Sonix dijo...

Es un poema perfecto, me ha encantado!

Sensaciones dijo...

cómo me gusta!! ese final...
"Me vestiré como a ti te gusta,
con un vestido corto
y mis ojos verdes,
y el tiempo pasará
impaciente,
mientras yo sueño
con los ojos abiertos
que pierdo entre tu pelo
los dedos
y la soledad."

es maravilloso!!
Gracias por compartir!!

Un besazoo!!

niña imantada dijo...

Gracias, lindas :)

Me alegra mucho que os gustara.

San Ateo dijo...

Lindo poema, lindo final.

Domingo dijo...

Hay que ver cómo somos. La vida entera esperando que llegue alguien y que luego, además, se quede. A veces pasa, pero es tan raro que parece que todo ocurra en el plano de lo onírico.

Ene dijo...

Es genial poder vivir por otra persona, además de por un@ mism@. Y disfrutarlo tanto que lo puedes expresar tal como es, tal como lo sientes.

Caótica dijo...

Que maravilla! Eres una crackilla! jeje, me ha salido un pareado..

niña imantada dijo...

Un final feliz, para variar, San Ateo ;)

niña imantada dijo...

Hay que vivir lo que se sueña y soñar lo que se vive.
A veces afortunadamente pasa, Domingo ;)

niña imantada dijo...

Sííí! Ene, ser natural, decir las cosas como vienen, transparencia y sinceridad, qué regalo...

niña imantada dijo...

jajaja, Caótica mi poetisa. Gracias, guapetona! Como a veces la realidad supera la ficción es fácil ;)

Nacho Ortega dijo...

¡Ay qué bonito!
¡El amooooorrrrrr!

raúl dijo...

deberías prodigarte más inmantando versos. te sale de lujo.

Jordi M.Novas (A-Zeta) dijo...

La perfección del amor en la mente..

niña imantada dijo...

Gracias, raúl :)

¿Sabes qué pasa? Que estos versos imantados son totalmente autónomos y libres, total, que vienen cuando les da la real gana y no cuando yo les llamo... de ahí que estén racionados. Pero así saben mejor.

niña imantada dijo...

.. que ojalá se haga realidad para tod@s, Jordi.

prometeo dijo...

Me han encantado tus versos, te he visto en ese andén. Y me apetecía mucho un final feliz...

niña imantada dijo...

Gracias, prometeo :)

Ya está bien de finales pseudofelices. Para trágica ya tenemos la vida.

Un beso, guapetón!

Julieta dijo...

Me ENCANTA, lo leo desde el día en que lo publicaste. Tus post siempre me dejan con la boca cerrada y el corazón abierto. Gracias! :)

niña imantada dijo...

Vaya piropo, Juliet, gracias :)

carpediem dijo...

Precioso niña......Llevo poco por aqui pero ya me tienes ganada....En las frases cortas lo bordas y si te pones con la poesia no te quiero ni contar.
Te seguiré...
Un beso.

Las cosas que nunca se dicen... dijo...

Quizás, depositar todo esa perfección al hecho de encontrar a ese ser ideal no creo que sea muy saludable.
Los ideales nos hacen sufrir. Mejor, no creer en ellos.

niña imantada dijo...

Gracias, carpediem, feliz de que me sigas, tú también me has ganado con tu comentario ;)

niña imantada dijo...

A veces los ideales están en personas de carne y hueso con sus defectos, irregularidades, y a pesar de no ser ideales, nos hacen sentir todo esto.

Q. dijo...

Uau, me encanta.

 
template by suckmylolly.com